Las parejas casadas que fuman juntos cannabis son menos propensas a sufrir violencia doméstica. Así lo ha determinado un estudio realizado por investigadores de las universidades de Yale y Buffalo, en Estados Unidos, y publicado este mes de agosto en la revista Psychology of Addictive Behaviors. Por increíble que parezca esta información, es el resultado que ha concluído del análisis a 634 parejas durante nueve años. 
Estos matrimonios han sido sometidos a unos cuestionarios sobre su uso de drogas y alcohol, y también de la violencia a las que han sido sometidas por sus parejas durante la relación. Los estudios han determinado que existe una correlación entre el consumo de marihuana y la existencia de menores episodios de violencia en la pareja. 
En definitiva, los autores del estudio afirman que las parejas que consumen juntos cannabis de forma frecuente, son las menos propensas a sufrir violencia doméstica "porque comparten los mismos valores y círculos sociales. Y esta afinidad es la responsable de que se reduzca la probabilidad de conflictos domésticos", precisó Kenneth Leonard, director del estudio.
Share To:

Francesc Puigcarbó

COMENTARIOS:

0 comentarios